«Hay que recuperar la rentabilidad para que haya más inversión»

El presidente de la Cámara Argentina de Turismo, Oscar Ghezzi, dice que el sector redujo su utilidad porque no subió los precios a la par de la inflación. Emilia Subiza, La Nación, 03-07-11

Buenos Aires - Foto Ministerio de Turismo Argentina

Desde hace 36 años, ocupa cargos en la dirigencia hotelera, gastronómica y turística. Fue electo presidente de la Cámara Argentina de Turismo en abril pasado y sigue presidiendo la Federación Empresaria Hotelera Gastronómica de la República Argentina (Fehgra). Es miembro del consejo directivo Destino Argentina y vicepresidente regional de la Asociación Internacional de Hoteles y Restaurantes.

El presidente de la Cámara Argentina de Turismo (CAT), Oscar Ghezzi, dice que la actividad turística tiene que recuperar la rentabilidad perdida con la inflación para que los empresarios recuperen su margen de utilidad y haya más inversiones que las existentes.

Ghezzi, que también preside la Federación Hotelera Gastronómica de la República Argentina (Fehgra), opina que el sector no necesita subsidios directos para mantenerse competitivo, pero quiere rebajas impositivas varias: un arancel diferenciado del IVA; que se puedan deducir los gastos turísticos de Ganancias, y que se eliminen distorsiones del impuesto al cheque que afectan especialmente a las agencias de viaje.

-Luego de la devaluación, la Argentina recibió un aluvión de turistas porque era barata por el tipo de cambio. ¿Ya se perdió esa ventaja competitiva?

-Que la Argentina estuviera barata fue una posibilidad de mostrar lo que teníamos. La Argentina tiene un producto turístico apetecible; puede ser más o menos conveniente, según la circunstancia cambiaria, pero la gente quiere conocer. Si usted habla con hoteles, restaurantes o comercios, por supuesto que no es la tarifa de 2001, pero el precio está acorde con lo que está pasando. Pero la actividad tiene un problema en los últimos tiempos, que es recuperar la rentabilidad. La inflación hace que no pueda ser trasladable a los precios el aumento de costos porque no nos pondría en competencia. Los empresarios redujeron su margen de utilidad. Hay que recuperarlo para que haya más inversiones. Ahora hay inversiones, pero no en el volumen que podría haber si se recuperara la rentabilidad.

-Dentro del sector, ¿quiénes son los más golpeados por la inflación?

-Cuando hay inflación, golpea a todos, no importa el tamaño o el rubro. El turismo lo que más usa es a la persona. El gran costo de la actividad es la gente, que usted la necesita durante todo el año. Hay costos fijos y, cuando hay menos movimiento, los empresarios tienen que sacrificar su utilidad para mantenerse operativos.

-El Gobierno protege a las industrias que sustituyen importaciones. El turismo es un servicio que se exporta. ¿Necesita también un respaldo para mantenerse competitivo ?

-El respaldo que necesitamos que es que trabaje en relación con el tema impositivo. La actividad turística no tiene subsidio, pero tampoco lo pide. Lo que planteamos nosotros es la devolución del IVA al turista extranjero. Existe para las compras, pero no en el resto de la actividad. Tendría que estar porque también es una exportación. En Chile, el turista está exento. En otros lugares, se hace una devolución o hay un arancel diferenciado. La Argentina al menos debería tener un arancel diferenciado de 10,5%. También se tendrían que poder deducir los gastos en turismo del impuesto a las ganancias. Otra cosa es el impuesto al cheque, que afecta especialmente a las agencias de viaje porque se lleva toda su comisión.

-¿Qué efecto tiene sobre la actividad el nuevo calendario de feriados?

-Los resultados son espectaculares y también lo van a ser hacia adelante. Se sumó un 15% adicional a la ocupación de los fines de semana largo respecto del año pasado. La previsibilidad es fundamental. El calendario de feriados permite la previsión de los próximos años. Esto da posibilidades para que la gente se mueva más. Un montón de destinos entendieron que tenían posibilidades de producir un hecho que puede atraer gente.

-Desde otras industrias se criticó el aumento de feriados y sus consecuencias para la producción. ¿Qué opina?

-Hay dos alternativas, o se paga más para mantener la producción o se suspende. Estamos convencidos de que en todas las cadenas el corte a mitad de semana complica mucho más. Que los feriados se sumen al fin de semana ayuda mucho y favorece a todo el país.

¿Está dentro de las necesidades prioritarias la conexión del Aeropuerto de Ezeiza con la ciudad de Buenos Aires mediante transporte público eficiente como un tren?

– El crecimiento trae dificultades. Yo vi como se peleaba por no hacer la autopista que va al aeropuerto y hoy usan muchos. El aeropuerto de Ezeiza debería hoy tener conexión con alguno de los ferrocarriles cercanos para conectarse con el centro de la ciudad y que la gente pueda elegir en que ir. Esto se lo tienen que poner como un tema prioritario la Argentina. Las grandes inversiones no pueden hacerla los privados, la deben llevar adelante los gobiernos y luego licitar para recuperar la inversión. Es un tema del gobierno nacional y de la ciudad.

– ¿Hay oportunidades para la Argentina gracias a la realización de dos grandes eventos deportivos mundiales en Brasil?

– La Argentina tiene oportunidades de crecimiento. Por su oferta, encierra en si misma a todo un continente, fue bendecida por la naturaleza. Hay que aprovechar los eventos en Brasil porque va a haber tiempo entre partidos y la gente puede querer conocer los centros de esquí de la Argentina o sus cataratas. Hay que hacer productos para que el mundial y las olimpíadas sean una oportunidad.

– ¿Cuáles son los principales desafíos del sector turístico?

– El gran desafío es la conectividad, es fundamental armar el know-how de distribución. Aerolíneas Argentinas tiene esta visión para que aviones de gran porte lleguen a distintos destinos. Tiene que haber otros hub o centros de distribución en Córdoba o la Patagonia. Hay que lograr que el transporte aéreo se interconecte. Otros países lo hicieron con inteligencia, se tienen que poder entrar y salir por distintos lugares porque somos un país muy extenso.

– ¿Qué cambio con la reestatización de Aerolíneas Argentinas?

– Fue muy importante. Desde la privatización vivimos un derrotero que así terminó. Se tomó una decisión política para recuperar la empresa de bandera. Hoy la compañía se piensa como una aerolínea de bandera que necesitan todos los países como algo insigne. Hoy la Argentina la está recuperando, hay que ver si no existía otra manera. Hoy están luchando por hacerlo bien, la idea comercial está. Se renovó la flota. Bajar el importe de su funcionamiento y llegar a la eficiencia también es fundamental, pero las grandes compañías no funcionan sin subsidio del Estado.

– ¿Cómo se vive en el sector el accidente de Sol, una aerolínea que justamente apunta a la conectividad?

– Cuando una compañía tiene un accidente aéreo pasa un periodo difícil como le pasó a Air France. Ahora le pasó a Sol, pero seguro va a tener el acompañamiento para seguir porque es una compañía en crecimiento. Fue un tremendo accidente pero hay que entender, en función de la experiencia, que fue un lamentable accidente.

-Más allá de las estadísticas internacionales alentadoras, ¿La actividad pasa por un buen momento aquí?

– La actividad está bien, ya sea turismo receptivo o emisivo. Somos un país que le dio un lugar al turismo, se entendió su importancia y que da posibilidades en todo el territorio. Se logró consolidar como una política de estado con su ley y la jerarquía de ministerio que fue fundamental para la interrelación del turismo con todos los fenómenos que la rodean. Otras actividades comerciales hoy tienen íntima relación con el turismo, lo entendieron porque vieron el derrame. En cada uno de los temas turísticos se hizo un producto: nieve, deporte, rally, salud, rural.

– ¿Qué cambio en la mentalidad del turista argentino?

– La gente está saliendo. Según las estadísticas de las aerolíneas, los argentinos llevan años de crecimiento sea a corta distancia, algo regional o larga distancia. El turismo es un camino de ida y vuelta, los aviones vacíos no se justifican ni le sirven a nadie. La actitud de la gente cambió desde 2001. En ese momento nadie pensaba en viajar pero había una actitud a hacerlo. Antes el turismo era una actividad de esparcimiento, hoy es una actividad comercial central y es el primer sector que generó empleo luego de la crisis.

– ¿Como influyó la irrupción de Internet y que los turistas estén más informados sobre sus vacaciones?

– Ahora ya se sabe el lugar donde se quiere ir, en que viajar y donde alojarse. Ya no se puede ofrecer algo y no darlo después. El consumidor argentino quiere una respuesta de lo que espera. El argentino tomó una visión general del país. Antes existían dos destinos: la costa Atlántica y las Sierras de Córdoba. Ahora hay un país entero que tracciona público en todas las temporadas. Tanto el norte, como la Patagonia y las termas de Entre Ríos por ejemplo. El desarrollo de los caminos del vino fue espectacular, se hicieron grandes inversiones tanto nacionales como internacionales que hacen al producto vino algo espectacular para que lo disfruten los argentinos y los turistas extranjeros. Cada uno es un potencial.

PIDEN AYUDA PARA PAGAR SALARIOS TRAS LAS CENIZAS -¿Cuál es hasta ahora el impacto de la erupción del volcán chileno Puyehue sobre la actividad turística?

-Es un efecto de la naturaleza que pegó muy fuerte en la Patagonia por la interrupción de los vuelos y los aeropuertos cerrados. Ya hubo medidas del municipio de Bariloche y de la provincia de Río Negro. Ahora se esperan las medidas nacionales. Trabajamos con el Ministerio de Turismo y el comité de crisis. Les solicitamos el Repro [Programa de Recuperación Productiva] para tener una asistencia desde el Ministerio de Trabajo para pagar salarios y aguinaldos del sector, o por lo menos un porcentaje alto, cercano al 80%. Además solicitamos el diferimento del pago de las cargas sociales y de los impuestos nacionales hasta enero.

-¿Cuánto cayeron las reservas y flujos provenientes de Brasil?

-Junio era un mes fuerte para el turismo desde Brasil y el grueso de las operaciones fueron canceladas. En julio, se van a reestablecer las operaciones con vuelos hacia los aeropuertos de Esquel y Neuquén, y desde allí habrá traslados en colectivo a Bariloche.

-¿Cuán importante es Brasil para la industria del turismo argentino?

-Es muy importante, fundamental. Hoy la Argentina es el primer destino de los brasileños en el mundo. Desde la salida de las crisis mundial y de la gripe A, venimos creciendo en la recepción de brasileños, que ya no vienen sólo a Buenos Aires y los centros de nieve.

link: http://www.lanacion.com.ar/1386122-hay-que-recuperar-la-rentabilidad-para-que-haya-mas-inversion